Agujas de miel.~



Un beso de despertador
insistente hasta que despacito..
se desperecen mis parpados.
Esa ducha de miel
que se siente tan dulce y fresca,
el sol en la punta de tu nariz..
aunque tus ojos brillen mas.
Todo encajando perfectamente
en este sutil dia del calendario
y haría falta que sea mi cumpleaños
o un dia especial
para semenjante bienvenida.
Y sin embargo estas ahi
tan comun,
tan habitual
y cotidiano..
a gusto con la labor.
Tu sonrisa como café
y tu mano en mi panza
diciendo “buen dia”.
Tantas cosquillas producis en cada encuentro
que ya no tenemos reservas.
No tengas miedo de darme mas…
Prometo que no nos vamos a acostumbrar.













Je t'aime *





mejor solo que...



Muchas veces escuche y, hago mea culpa, dije una celebre frase que puede tener lógicas y circunstanciales variaciones y dice así: “ya me voy a ir a vivir solo/a” (variaciones: “ya me voy a ir a la mierda de esta casa”, “ya no aguanto mas”, etc. etc. etc.).


Los proveedores  de tales comentarios pueden ser problemas arquitectónicos de la casa en si o de los agentes que viven y conviven en ella y rompen, o no, soberanamente las pelotas cuando así se lo proponen.


Muchos logran este objetivos y otros tal vez logren un desplazamiento pero con alguien para ejercer el tan deseado  concubinato (?). Yo por mi parte voy a enfocarme en pequeños detalles o “efectos secundarios” que acarrea el tan deseado sueño juvenil de vivir solo!.


Constantemente nos vemos obligados por terceros o por nosotros mismos a realizar diversos tipos de actividades que componen nuestra vida cotidiana: comer, mantener la higiene personal y del entorno,  dormir, estudiar/trabajar… simple! No?.


Ahora bien, en cada uno de esos rubros que quise minimizar para hacer ligeramente legible éste escrito, podemos encontrar “pros” y “contras” de vivir solito.

Alimentación: en este rubro nos encontramos con una de las fuentes vitales para que todos los demás rubros se puedan llevar a cabo lo más eficazmente posible. 
Comer sano es difícil por un par de  razones, primero que nada esa comida “Light” (publicidad: Light=sano) dudo que no tenga tooodas esas calorías que dice NO tener y las  verduras, que no te digo compres para todo el mes OJO! Sino para la semanita nomás, producen que  vuelvas a tu casa con doble laburo: 1º cargar las bolsas y 2º renguear porque te hicieron el orto con el precio.
Admito que existen mercados donde se compra carne y verduras baratas pero es ley que te queden en la loma del ojete. Además, las compras se suelen hacer los findes y muy pocas veces se efectúan ANTES de salir de joda, por ende anda a comer fernet toda la semana connnchuda, barra, “o”!
Finalmente es difícil y tedioso tener que hacer filas y nose si en los mercados pero en los supermercados siempre esta ese contexto de gente tan esteriotipada que me pone de mal humor. ¿Unos ejemplos?: la parejita que mientras va comprando se pelea, se besuquea y se abraza y emite comentarios como aaay gordito ¿compramos chocolatitos?, ¿Y si llevamos unos cerealitos con leche para mañana? (conchudos).
Los 5 monos que se llenan el carrito de escavio y carne pal asado (envidia sana ya que probablemente tu carrito ese lleno de lechuga y milanesas de soja o en su defecto antidepresivos: chocolate helado y pizza).
La doña con cara de cansada que no alcanzó de salir de laburar que tiene que comprar y hacerle de comer a todos los individuos de su casa “solo porque es mujer y es la madre”.Y demás derivados.
No hace falta mencionar que aquel que no sepa cocinar esta hasta las manitos (por no ser guaranga).


Higiene: el mantenimiento de la higiene personal pocas veces se ve afectado por vivir solo, únicamente cuando ya estas en la ducha y como no compraste shampoo del bueno te toca bañarte con esos potes de 20 litros que salieron 4 pesos (y suerte si tenes de eso) o cuando te encontras con el espectro de que nooo hayyy papel!, aclaro, siempre hay vide' pero seguro cagó la toalla vieja.
Respecto a la higiene del hogar, a veces pasa de olvidarte de comprar algún producto aunque se agradece porque nunca hay lo que se dice: GANAAS de limpiar!
En los ámbitos limpieza, plancha y lavado de ropa al menos para mí son aquellos en los cuales la añoranza maternall aumenta.

Dormir: yo duermo ya se sola acompañada, en mi casa, en lo de amigos o en el banco de la plaza. Mas aun en esas épocas donde los parciales/finales se alejan junto con las ojeras y te sumergís en el delirante subconsciente horas y horas. Lo único que puede impedir que duerma placidamente es una resaca, pero en parte el placer de una buena noche sigue vigente.

Estudiar/trabajar: primero que nada quiero señalar que no me puedo dar el lujo de tener mi propia fuente recursos económicos ya que tuve malas experiencias con respecto a labores que se ejercen para obtenerlos.
Respecto al estudio, señores estudiantes seamos sinceros y admitamos que cualquier cosa es mejor que estudiar. Hasta el hecho de angustiarnos, extrañar constantemente, limpiar, lavar, planchar, ir al súper, dormir por supuesto y hassta sentarse a escribir este tipo de gansadas!.


Como dice un profesor al concluir cada clase (de esas que te secan la mente): “sean felices!”

Elemental.~



Vos sos hombre de ciencia,
y yo... de fe.
Necesito creer que el sol me saluda cuando despierto
y que los pies descalzos en el suelo incrementan mi energía.
...que existen deseos que se cumplen
con una estrella fugaz,
una pestaña entre dedos
o un soplo de velas.
Busco constantemente la suerte en el pasto
representada en cuatro hojas de trébol.
Retrocedo con cada tropezón,
para que no se me vaya el amor.
Sumerjo esa mano que me pica
en el bolsillo para que mejore mi economía
y muerdo mi lengua cuando me arde la oreja.
Imagino despacito mientras me duermo
y guardo cada mensaje bonito para sonreír después.
No me interesa la exactitud ni la probabilidad calculada,
no quiero raíces cuadradas en el corazón,
órgano en el cual creo también.
Tengo esperazas pese al no rotundo
y prendo velas para que no suceda…
lo previsto en el laboratorio.
Y esta sangre que esta en tu tubo de ensayo
se disuelve sola, pese a que sea físicamente imposible.
Esa caricia con guantes de látex, ya no lastima mi cara
ni deja gusto amargo en esta boca.
Ya se que sin números...
este escrito no te toca.
Pero sabemos ambos dos
que nuestro amor
se canso de ser pinchado
y estampado en tu pizarrón.
Mientras que yo…
cruzaba los dedos..
y escribía para vos. º





Son tiempos difíciles para los soñadores *