Madrugada .


La calle esta muerta
nose si voy a sobrevivir,
la piel con relieves
y hasta el frío se huele.

La calle esta oscura
y el domingo es intermitente,
el piso se humedece y el cielo es todo negro
ni una estrella quiere habitar en la ciudad.

La noche esta vacía
y cada paso hace eco,
nadie mira, nadie busca, todos se resignan
hasta mañana.

La noche esta triste como si el día no quisiera terminar,
las puertas cerradas, los autos estacionados
y en esta misma calle donde antes habitaron dos,
ya ni siquiera queda uno.

2 pinguinos: